Estás aquí: InicioLocalReabrirán 23 juzgados menores en zona rural

Reabrirán 23 juzgados menores en zona rural

Por:
Publicada: 2018-07-11

 

 

Los Juzgados Menores Mixtos no atienden casos del sistema penal, sólo familiar, civil y mercantil, con algunas limitaciones jurisdiccionales.

El Consejo de la Judicatura del Poder Judicial del Estado tomó el acuerdo de reabrir los Juzgados Menores Mixtos en reunión celebrara el 15 de noviembre del año pasado.

Los municipios donde reabrirán los Juzgados Menores Mixtos son: Batopilas, Morelos, Témoris, Urique, Bachíniva, Namiquipa, Nonoava, San Francisco de Borja, Saucillo, Ignacio Zaragoza, Gómez Farías, Temóschi, Balleza, Matamoros, San Francisco del Oro, Santa Bárbara, Manuel Benavides, Riva Palacio, Santa Isabel, Satevó, Maguarichi, Moris y Uruachi.

Estos 23 Juzgados Menores Mixtos se sumarán a los seis que permanecen abiertos desde hace años en los municipios de Bocoyna, Madera, Villa Ahumara, Guadalupe Distrito Bravos, Ascención y Buenaventura. También las y los titulares de estos juzgados asisten a la capacitación. En total serán 29 los Juzgados Menores Mixtos los que operarán en el estado, todos con la facultad de utilizar la justicia alternativa.

Recibirán 200 horas de capacitación presencial sobre mecanismos alternativos de solución de controversias, perspectiva de género y derechos humanos, así como criterios generales de las materias civil, familiar y mercantil.

Salvo seis que permanecen abiertos, los Juzgados Menores Mixtos fueron cerrados en julio del 2015 durante la presidencia de José Miguel Salcido Romero con el argumento de que tenían poco trabajo.

Asistieron a la apertura de la capacitación Luz Estela Castro Rodríguez y Gabriel Ruiz Gámez, consejera y consejero de la Judicatura; Nithia Castorena, subdirectora del Instituto de Formación y Actualización Judicial (Inrforaj); y Rosario Ramos Oquita, directora del Instituto de Justicia Alternativa (IJA).

TAMBIÉN LAS PERSONAS QUE VIVEN EN COMUNIDADES ALEJADAS SON DESTINATARIAS DE JUSTICIA: CONSEJERO GABRIEL RUIZ

Durante la apertura de la capacitación, el magistrado Gabriel Ruiz Gámez invitó a las y los jueces menores a desempeñar sus funciones con esfuerzo, sencillez y sobre todo sensibilidad.

Recordó que el principio de acceso a la justicia es una obligación del Estado, por eso es fundamental tener juzgados en las regiones más apartadas, aunque vivan ahí pocas personas. “Porque también son destinatarias de la justicia, de lo contrario la justicia sería selectiva”, aclaró.

Cuestionó cuánto les cuesta a las personas en tiempo y dinero el traslado de sus comunidades a las cabeceras municipales para encontrar un juzgado.

“El Estado tiene la obligación de impartir justicia, por eso estamos reabriendo los Juzgados Menores”, indicó y puso como ejemplo una orden de protección urgente que deja de ser eficaz cuando las personas que la necesitan la reciben tarde porque pierden mucho tiempo en el traslado para conseguirla.

Recordó que hace varios años el Tribunal Superior de Justicia tomó la decisión de cerrar los Juzgados Menores Mixtos con el argumento de que tenían poco trabajo.

Sin embargo, la verdad es que se contabilizaban pocos casos porque la gran mayoría de las atenciones se resolvían a través de la mediación, enfatizó.

“El trabajo de mediación que realizan ustedes da como resultado que muchos casos no lleguen a los Juzgados de Primera Instancia, eso nos ayuda mucho y lo debemos reconocer, por eso queremos que tengan la certificación para que utilicen las herramientas de la justicia alternativa de manera formal, ese es un plus que ustedes van a tener”, explicó.

Tendrán más facultades y por lo tanto también deberán ganar más, argumentó y comentó que pronto analizarán la situación para que mejore su percepción.

Les invitó a trabajar con mucha sensibilidad: “Debemos trabajar para todas las personas de la comunidad con trato igualitario, independientemente de sus posturas”.

LAS Y LOS JUECES MENORES PUEDEN SER LA INSPIRACIÓN DE MUCHAS PERSONAS: CONSEJERA LUZ ESTELA CASTRO

La consejera Luz Estela Castro también invitó a las y los jueces menores a entregar todo su esfuerzo para acercar la justicia a las personas que viven en las comunidades más alejadas del estado.

“La presencia de ustedes en la comunidad será un referente importante en la convivencia, en la escucha de un pueblo herido, maltratado, no escuchado, que anhela justicia; no me cabe la menor duda de que en el cumplimiento de su deber conquistarán los corazones de niños y niñas que pensarán algún día ocupar sus lugares. En pocas palabras, ustedes pueden y deber ser una inspiración de las nuevas generaciones”, apuntó.

La consejera compartió el sentir de una jueza menor que regresa a sus funciones: “Tenemos el gran honor y la responsabilidad de ser representantes del Poder Judicial, debemos hacernos conscientes de que vamos a impartir justicia socialmente responsable y que debemos ser juzgadores y juzgadoras de puertas abiertas, atender a todas las personas de modo que se sientan realmente atendidas, aún y cuando los asuntos que los lleven no sean de la competencia del juzgado, porque para ellas el problema que nos plantean es el más importantes en esos momentos de su vida”.

Luz Estela Castro recordó que se requiere gente que no esté desesperada porque lleguen las tras de la tarde, comprometida con la función que realiza en esas comunidades tan sedientas de justicia, funcionarios que no estén buscando pretextos para hacer un fin de semana largo.

“Necesitamos gente empática, sensible ante las necesidades de las comunidades porque las personas de comunidades rurales o indígenas tienen otra cultura, no somos superiores a ellos, somos diferentes y con humildad, cultivando el don de la escucha, aprenderemos mucho de ellos”, expresó.

Retomando las ideas de la jueza menor que regresa a sus funciones, puntualizó: “Requerimos tener una buena dosis de paciencia y hablar con sencillez para lograr comunicarnos, sin necesidad de usar tecnicismos, ni palabras ostentosas. Nos vamos a encontrar a personas que llegan en situación tan vulnerable que lo único que necesitan es ser escuchadas, así sea un indígena o un campesino debemos escucharlas con el mismo interés que pondríamos si el presidente del Tribunal o el gobernador nos estuviera hablando”.

El curso de capacitación, que inició el lunes 9 de julio y se ampliará hasta el 22 de agosto, se llama “Programa de Capacitación para el personal que integrará las plazas de Juzgados Menores Mixtos en funciones de Facilitadoras y Facilitadores Oficiales del Poder Judicial del estado de Chihuahua”

En el acuerdo que tomó en noviembre del año pasado, el Consejo de la Judicatura argumenta que decidió reabrir los juzgados menores mixtos para facilitar la cercanía de la justicia a comunidades alejadas, para evitarles dificultades de traslados y gastos excesivos, medida que contribuirá a restablecer el tejido social en lugares alejados de las zonas urbana.

Siguenos en Twitter @elpueblomx


NOTAS RELACIONADAS


DEJA TU COMENTARIO


RECOMENDACIONES