Estás aquí: InicioNacionalesLa PF ignora dónde están 1,242 armas; faltante 2000-2017

La PF ignora dónde están 1,242 armas; faltante 2000-2017

Por:
Publicada: 2018-03-14

 

Los reportes de la institución indican que 237 fueron registradas como perdidas. De ellas, 132 son armas cortas y 105 largas. En el caso de las robadas, la información detalla que se tiene un registro de mil cinco, de las cuales 809 eran cortas y 196 largas.

Entre las armas extraviadas o robadas se encuentran modelos Beretta, Browing, Cold, Walter, Uzi, AR-15, Bushmaster, FNC, Glock y Galil.380.

Personal de la dependencia comentó que los policías han reportado como lugar de pérdida o robo de las armas de cargo o servicio: sus hogares, baños públicos, en coches particulares y de la institución, en operativos, en las propias instalaciones, como comisarías o bodegas de resguardo.

Incluso, en algunos casos fueron hurtadas por el crimen organizado o cárteles luego de la privación ilegal de la libertad de los elementos o tras ser asesinados.

Las fuentes consultadas explicaron que los elementos que reportan más frecuentemente este tipo de hechos son los que están asignados como escoltas de funcionarios de la institución o particulares, así como a la Comisión Nacional de Seguridad (CNS).

En todas las entidades se registra el robo o pérdida de armas, sin embargo, en la Ciudad de México y Estado de México se presenta con más frecuencia. También en Michoacán, Guerrero, Chihuahua, Jalisco o Tamaulipas.

Al presentarse el robo o pérdida del arma el elemento está obligado a denunciar el caso a la Procuraduría General de la República (PGR), mientras que a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) se le informa sobre los hechos, ya que esa institución lleva a cabo el registro y asignación de las armas a las dependencias de seguridad y procuración de justicia.

También, se inicia un proceso administrativo al interior de la Policía Federal en contra del elemento que la reportó, para descartar cualquier proceso jurídico o penal, en caso de que el arma no fuera robada o extraviada.

El robo o pérdida de armas de fuego ha sido constante en los últimos años, principalmente en instituciones de seguridad pública municipal y estatal, donde incluso comandos armados han despojado a los elementos, o incluso, ingresaron a las bodegas de resguardo para hurtarlas.

Siguenos en Twitter @elpueblomx


NOTAS RELACIONADAS


DEJA TU COMENTARIO


RECOMENDACIONES